jueves, 9 de abril de 2020

PRENDO MI LLAMA...


Prendo mi pequeña llama
como el alba, en un suspiro.
Camino, enciendo la entraña
y redoblo mi latido
en esta Semana Santa.

Soy vela entre tantas velas,
que se alzan en silencio,
ahogando el grito y la pena
para ser luz en el tiempo
y calma en tan larga espera.

Voy recorriendo el recuerdo
en este oscuro presente
sin calles y sin aliento.
La procesión en la mente
va templando el sentimiento.

El corazón cabalgando
de lo humano a lo divino
en un sueño aletargado,
que es camino y es destino,
memoria de aquel Calvario.

Y nuestro espíritu en vuelo
escapa por la ventana
oteando mar y cielo,
mientras respira la entraña,
pisando de nuevo el suelo.

Todos unidos sin tiempo,
al calor de la esperanza,
visualizando en el viento
el mensaje y la bandada,
que nos traerá el aliento.

Será mañana futuro
y naceremos de nuevo
en este inefable mundo,
que nos ha robado el sueño,
la tierra, el trigo y el surco.

Prendo mi pequeña llama
como el alba, en un suspiro.
Camino, enciendo la entraña
y redoblo mi latido
en esta Semana Santa.



Imagen de Google.
Madrid 9-abril-2020
M.Jesús Muñoz

20 comentarios:

Rafael dijo...

Todos encendemos esa llamita y pedimos lo mismo, María Jesús.
Un abrazo.

A. Javier dijo...

Tantas imágenes nos regalas
en tus versos, todas bellas
duras, exactas...

Volveremos algún día a encender velas
pero esta vez en lugares fuera de casa.

Un beso y a seguir bien Mª Jesús

Tracy dijo...

Un poema muy sentido y escrito con el alma.

Carmen Silza dijo...

Yo tambien prendo una llama, para que todos vayamos saliendo, y por los que no han salido.
Una semana santa pérdida, un abril sin primavera, ¿y que más nos vendrá? estemos preparados, que no nos pille desprevenidos, y sigamos confinados porque parece que es la única medicina y mascarilla.
Que el Universo nos perdone y nos cuide, nosotros con la mente de forma sana podemos hacer mucho.
Te mando un fuerte abrazo amiga María Jesús.
Cuidate mucho. Te quiero amiga.

Ester dijo...

Y naceremos de nuevo, es el sentimiento católico en esta Semana Santa, triste y vacía la calle pero en alma guardamos la fe y la esperanza. Abrazos y cariños, cuidaros mucho

Maite dijo...

Redoblan los latidos esta Semana Santa, querida amiga,
y tus versos son un canto de esperanza.
¡¡Que no nos falte la Luz!!!

Besos

JUAN dijo...

El comienzo de la Semana Santa escucho en estos versos penitentes, a la luz de las velas como llama para alumbrarnos en este túnel.
Un buen poema María. Un abrazo.

dijo...

prendamos las llamas todos para que esa luz nos aporte paz y esperanza
Bello poema con esa siempre nota del AMOR incondicional
Besucos mi linda amiguca.Qué bella eres !
Esperanzador Viernes Santo ,desde el silencio del alma

Juan L. Trujillo dijo...

Este silencio de ahora, alumbrará un esplendoroso día de soles, canciones y alegría.
Esta soledad obligada, no puede terminar sin un domingo de gloria.
Bello poema.
Besos.

Poseidón dijo...

Hola querida amiga,
por fin estoy de vuelta por aqui..

TE DESEO, os deso a todos una feliz semana santa y muchas cosas buenas..

lA LUZ de la esperanza tb volvera..
Abrazo grande
NB : espero te guste mi post de hoy

Margarita HP dijo...

Hola amiga mía. Hoy tenemos un viernes santo un poco excepcional, es cierto. Pero esa llama ha quedado prendida y prendada en nuestros corazones. Besos amiga :D

SÓLO EL AMOR ES REAL dijo...

Que tu latido redoblado nos llene de bien

Paz

Isaac

A. dijo...

Tus versos son un canto a la esperanza y tus latidos redoblan por doquier.
Un placer leerte.

Meulen dijo...

La llama de la grandeza del Señor que quedó encendida milenios para encender la nuestra y que no debe fallar...encendida en ese caminar ayudar a mantener viva su misericordia.

La vela que no se apague para ellos que ya se fueron y los que siguen caminando anhelantes de no dejar de ver la luz.

Que la vela no nos llame a dolor ,sino a gozo porque aún en esas lágrimas que vertimos por tantos dolores , sean a la copa divina el bálsamo para el que sufre en cuerpo y sobretodo la soledad del espíritu , amiga, porque la peor enfermedad no es un virus que es terrible sin dudas , la peor es la enfermedad espiritual que sufren millones en el mundo.

Se volverá a caminar y ojala aprendamos a caminar en armonía entre todos , reconociéndonos mejor, siendo un pensamientos nuevo de ese amor que nunca debió faltar.

Todo se graba para la esperanza renacida en tu corazón...en nuestro corazón, renovados aprendemos a valorar lo que es la VIDA y todo lo que ello conlleva a ser una mejor persona.

Te dejo un abrazo.

Julia dijo...

Tu poema es verdaderamente bonito y muy emotivo.
¡Feliz Pascua !
Besos

Ángeles dijo...

Hola Mª Jesús, después de una larga espera no querida, he vuelto a nuestros espacios de los blogs. he hecho como tú, encender con ilusión y esperanzas, esas pequeñas velas de luz, que han alumbrado en la Pascua de Resurrección. Ojalá toda esta pandemia pase pronto, ya ha dejado demasiado dolor, Personalmente he conocido como algunas de las personas conocidas no han podido superar la enfermedad. deseo que tú y tus hijos esteis bien.

Un abrazo grande desde el corazón.

lanochedemedianoche dijo...

Dios nos cuidara, en tus versos arde la llama de la esperanza, gracias mi querida María Jesús.
Abrazo

Marian dijo...

La vela que nos hace ver, que Cristo ha resucitado.
A pesar de estar los templos cerrados, a pesar de tanto
dolor, tanta confusión, El ha Resucitado, Vive...
Volvámonos a El con un corazón nuevo renovado.

Precioso Mª Jesús, salido de lo más profundo de tu corazón.

Un fuerte abrazo.¡Feliz Pascua de Resurrección!

mariarosa dijo...

La luz nos recuerda de quién venimos y nos ayuda a ver, a dónde vamos. Un abrazo Estimada María Jesús.

mariarosa

Volarela dijo...

Nuestra pequeña vela es un fuego de volcanes para los ojos divinos... Nunca, nunca la apaguemos.
Muy esperanzador poema. Las 4 primeras estrofas llevan el mismo ritmo solemne, triste y pausado de una procesión. Fíjate, qué bien lo has logrado, le falta la saeta.

Besitos