jueves, 16 de marzo de 2017

ABRO MIS BRAZOS...


Abro mis brazos y saludo
 a miles de nubes-pensamientos,
que me dibujan, definen y prueban,
vienen y van
de mi mente al cielo...

 Un pequeño ruiseñor estrena el día,
empeñado en su canto,
que repite mes a mes
y año tras año:
"La vida empieza cada día..."

-Vuelan en bandada mis anhelos, 
se llevan suspiros,
miradas,
despedidas
y encuentros...

- Desfilan extraños dragones,
 exhalan bocanadas
de fuego y magia,
augurios y
predicciones... 

-Cantan en comparsa mis recuerdos,
renuevan danzas,
muecas, estribillos,
sonrisas y lágrimas
sin tiempo...

-Se extienden en comitiva paisajes,
voces de otros mundos,
que saludan, llaman,
se alejan
y cierran la tarde...

-...Y a la noche un coro de ángeles 
limpian la duda y el miedo,
 dejan la nostalgia de la luz
en sus voces blancas 
y entrañables.

Abro mis brazos y despido
a miles de nubes-pensamientos,
que vienen y van
y me llevan poco a poco
de la tierra al cielo...!!

Imagen de Google
Madrid 16-marzo-2017
M.Jesús Muñoz

36 comentarios:

Mª Jesús Muñoz dijo...

Queridos amigos, os dejo un nuevo poema...Todo un homenaje a esas nubes primaverales que cruzan el cielo, al igual que nuestros pensamientos...Vienen y van y nos llevan por delante en el tiempo.
Mi gratitud por vuestras visitas y comentarios.
Mi abrazo y mi cariño.
Feliz fin de semana, amigos.
M.Jesús

Tracy dijo...

Aprovecho tus brazos abiertos, me cuelo en ellos y te doy un fuerte abrazo.

Ester dijo...

Un poema que dice que estas viva, que sientes las caricias del aire, la presencia de los pajarillos, la presencia de los paisajes, la alegría de tus preciosos pensamientos. Una preciosidad. Abrazos de buenas noches

Kasioles dijo...

Como manchas blanquecinas son esas nubes de algodón que pueblan el cielo y con movimientos lentos, nos dejan ver el sol.
He pensado muchas veces que, si fuera nube, estaría más cerca del cielo de ellos y de Dios.
Pero son pensamientos que vuelan, no llevan ninguna dirección, otras veces, se atascan en nuestra mente y nos arañan el corazón.
Mientras podamos pensar, estamos vivos y aferrados a la vida.
Por esta razón, tengo que valorar este momento en que al entrar en tu espacio veo el reflejo de tu corazón y te dejo, como muestra de agradecimiento, un fuerte abrazo.
kasioles

Sony dijo...

que poema mas bonito maria jesus y que reconocimiento a esas nubes con todo su esplendor que ya dan la llegada de la primavera con todo lo que las rodea,campos llenitos de flores,arboles floridos,cantos de ruiseñores,bandadas de pajaros que llegan nuevamente de sus migraciones,todo es una fiesta para la naturaleza que vuleve a despertar despues de un largo retargo,como si volviera abrir sus ojos despues de un largo sueño.
maravilloso poema amiga,felicitaciones!!!!!!!

te dejo un abrazo inmenso y todo mi cariño.
por cierto,todo va viento en popa gracias a dios!!!!jajajaj tu ya me entiendes amiga.

Rafael dijo...

Abres tus brazos para dar vida a los sueños...
Un abrazo.

ReltiH dijo...

ERES TODA ALMA...!
ABRAZOS

Piruja dijo...

Hola Mª Jesús, nuestro día a día es como esas nubes que van o vienen lo mismo que nuestros pensamientos, unas veces van muy deprisa y otras se estancan y parecen que nunca van a terminar, pero aunque sea así, al menos los tenemos que no es poco, me encanto tu poema que tan bien describe nuestros sentimientos.
Te dejo un gran abrazo querida amiga esperando que todo este bien, cuidate mucho:)

Besos.

María Socorro Luis dijo...


Preciosa tu mirada al mundo, a la naturaleza a la vida.
A esa magia que se encuentra cada día, que no es ninguna utopía y está al alcance de todos, pero que hay que saberla ver y vivirla.

Enhorabuena, amiga

Maite S.R dijo...

Hoy tu poema se hace nube y se deja llevar... Parece que liberes en el aire tus vivencias y recuerdos y los dejes ir, a su ritmo, como pájaros libres, como nubes blancas... y en ese dejar marchar todo se ve una entrega profunda que abre los brazos, que recibe lo nuevo...

Está lleno de mensajes de esperanza y renovación. Enhorabuena por esa mirada siempre optimista y tan bien afinada con la belleza de la naturaleza.

Un beso grande y primaveral, amiga :)

José Manuel dijo...

Dejarse llevar por la luz de las nubes...belleza que lleva vida a tu corazón.

feliz fin de semana
Besos

maría del rosario Alessandrini dijo...

María Jesús, siempre el cielo velando nubes que se afanan por regalarnos su blancura, y la fe que nos mantiene en la tierra mirando un cielo azul y perfecto, como este bellísimo poema que nos llena de luz y paz. Gracias amiga.
Abrazo

Rosana Marti dijo...

Mi querida amiga, abrir los brazos es un signo de libertad de todo sentimiento para que no quede atrapado y liberarlo es la mejor opción. La nubes se mueven, aparecen y desaparecen, pero siempre vuelven. De niña le daba formas si casi siempre se parecían a algo, en fin cosas de niños. Siempre me ha gustado mirar hacía arriba y respirar ese aroma que nos deja ese cielo que tantas cosas bellas nos trae. Te dejo mi abrazo en una nube envuelto de mi cariño y amistad. Feliz fin de semana.

Maria Rosa dijo...


Abres los brazos y miles de sueños y sentimientos van tomando forma y realidad, sueños infantiles, emociones y paisajes se entrelazan y convergen en este bello poema. Cariños María Jesús y te deseo un buen fin de semana.

mariarosa

Carmen Silza dijo...

Leer tus poemas es como entrar en un mundo mágico, disfruto leyéndote y me llega ala paz y dulzura al corazón de tus letras.
Los brazos siempre abierto, para recibir un nuevo día, y llevarte la luz al alma.
Un gusto leerte, querida amiga María Jesús.
Que disfrutes del fin de semana.
Un fuerte abrazo,

Musa dijo...

Un poema lleno de sentimiento y sentires, yo abro mis brazos también
para sentir el tuyo.

SÓLO EL AMOR ES REAL dijo...

haces bien en abrir los brazos, pues como bien lo has dicho, la vida empieza cada día...

Luz&Verdad

Isaac

Alfa Fon-Amor dijo...

Quedé prendida a esto."Abro mis brazos y saludo
a miles de nubes-pensamientos,
que me dibujan, definen y prueban,
vienen y van
de mi mente al cielo..."
abrazos miles.

CRISTINA dijo...

Delicadeza y finura en tu hermosos poema. Las nubes, como el alma, son blancas y etéreas, dibujadas al viento en algodones de seda acunando lluvias de pensamiento. Quien no ha echado un vistazo al cielo y se ha maravillado observando como las nubes pasan, vienen y se van, buscando con nuestro ojos dibujos que el viento formó.
Mª Jesús, felicidades tu letras están llenas de magia, de naturaleza y de vida.
Un abrazo de amor y luz.

María Pilar dijo...

Maravilloso, María Jesús. Me encanta ese bello canto a lo sutil, efímero, que pasa... pero que deja tan gran experiencia en nuestra alma para siempre porque permanece.
Besos y feliz fin de semana.

Magdeli Valdés dijo...

Eso de ir y venir es como donarse netamente amiga...es reencontrar esa ala de luz que nos encumbra
Por el rellano de su cielo y nos hace vibrar al unisono con lo que somos...por lo que sentimos y sigue latiendo a las puertas de lo que se abreba nuestros ojos...un brillo supremo que invita a soñar...a sonreir...

Feliz llegada de tu primavera.
Gracias por abrazar mis letras.

Besos

María Perlada dijo...

Abres tus brazos, no solo para abrazar a las nubes, sino para abrazarnos también a nosotros, así me siento, abrazada entre tus letras, cobijada entre tus versos, acurrucadita entre nubes de algodón y tus brazos, mi querida María Jesús.

Venir a tu blog es contagiarse de paz y armonía, siempre desprendes tanta paz, y cariño, gracias por tus latidos, y por tus abrazos.

Me encanta mirar a las nubes e imaginar cosas, siempre lo he hecho, porque en mi interior sigue existiendo la niña que hay en mí.

Un beso y un abrazo muy grandes con cariño.

Yessy kan dijo...

Un hermoso cantar a las hermosas nubes las que saludas y despides con tu hermosa lirica.
Tu alma es muy compenetrada con la naturaleza, y con su magia, fantasía y esplendor nos bordas estas preciosuras.
Te envío un abrazo feliz fin de semana.

Marina Fligueira dijo...


¡Hola, M ª Jesús!!!

Bueno, reina mía aquí estoy de vuelta, un poco cansada si, pero contenta de haber podido viajar una vez más.

Bendito sean esos brazos que se abres llenos de amor y amistad de paz y libertad y van diseñando maravillosos versos, versos como carne, versos como diamantes, cantarines que vuelan en bandada por la blogosfera hasta nuestra mirada y es un autentico gozo leerlos: y también hacia lo alto donde las nubes, definen y prueban pensamientos y sentimientos en tu prodigiosa mente y, viceversa. Y con tu sabia y exquisita mirada que todo lo perfecciona renueva y marca la diferencia brincando al compás del corazón, de ese corazón que percibe y expande siempre luces de esperanza. Gracias, Poeta Grande, por darnos tanto y tan bello.

Siempre es placentero pasar por esta tu casa y leer tu más que bonita prosa en versos.
Sé que me perdí entregas, mas ninguna quedará por leer, bajaré poco a poco los pisos de abajo.
Te dejo mi inmensa gratitud y admiración siempre.
Se muy- muy feliz.


¡Un precioso canto a los almendros florecidos, que gusto verlos! Anunciando la primavera que llama a la puerta.

Un abrazo grande, mi gratitud y admiración siempre.



Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

transmites vida, regalas paz... Un abrazo

Verónica Calvo dijo...

Así son los pensamientos: nubes que van y vienen.
Cuando se observan como lo has versado, esas voces blancas acuden. Hay paz.
Ese ruiseñor eres tú, querida María Jesús: siempre recordándonos que cada día es nuevo.

Abrazo.

Franziska dijo...

Me gusta venir corriendo a leerte pero he estado ausente unos días. Otra vez será, todavía he llegado a tiempo de no perderme ninguno de tus poemas.

Sabes, querida María Jesús, que hoy me ha dado la sensación de que después de un momento de meditación profunda, hubieras recibido una iluminación especial, como si te hubieras sumergido en un terreno que sale de lo emocional y va al camino de lo más trascendente que tenemos como seres humanos: nuestra alma.

Un abrazo. Franziska

Carmen Estany dijo...

Querida MªJesús.Este poema refleja la vida del común de los mortales.
Las nubes-pensamientos van y vienen dibujando recuerdos,anhelos,sueños...unas veces son blancas y risueñas,otras veces son oscuras y negras amenazando tormenta.
El mensaje de tu poema lo resumes con estas preciosas frases:"vienen y van de mi mente al cielo","la vida empieza cada día"y estos"brazos abiertos"que despiden a las nubes-pensamientos, a la vez que te ayudan a elevarte de la tierra al cielo.
Estas palabras solo pueden salir de un alma que ha experimentado la fuerza del amor, y esto si que ya no es común.
Muchas gracias por el bien que nos haces con tus hermosas letras.
Te mando un fuerte abrazo

Adriana Alba dijo...

Nada más bonito que contemplar las nubes e imaginar sus formas mágicas!
Y nos has dejado con tus versos, miles de pensamientos-forma en nuestro propio cielo.

Siempre me colmas de alegría querida amiga, un fuerte y cariñoso abrazo.

Mª Carmen dijo...

Preciosos versos. esas nubes primaverales que nos traen pensamientos nostálgicos dejaran pasar a la luminosidad y cielos azules y llenarse los ojos de alegría. Besitos amiga.

Chelo dijo...

Me han gustado las nubes-pensamientos, nubes que anuncian la primavera.

Un abrazo.



Magdeli Valdés dijo...

Como en el columpio de la vida
se renueva la Tierra
y va almacenando en los brazos
esa fuerza renovada
que se siente en cada palabra...

estés muy bien!

Pitt Tristán dijo...

Un gran poema, homenaje a la vida y la primavera.

Saludos.

Ángeles dijo...

Mº Jesus, he estado unos días en mi pueblo y ahora al visitarte me encuentro con esta divinura de poema, has hecho que me mimetice con los sentimientos que escribes, es abrazar el día con sus momentos llenos de luces y vida, es fluir con él. Ser nube, pájaro, trino, viento y sobre todo abrazos de amor y paz.

Mil gracias por ser paladín de sentimientos llenos de luz y viday elevar el alma hasta el infinito.

Cariños desde el corazón.
Ángeles

Trini Reina dijo...

Serenidad es lo que pido a esas "nubes-pensamientos" Y serenidad es lo que siempre entre tus versos encuentro. Una bocanada de sosiego me llevo.

Besos

Isa dijo...

Bello canto a la vida y a la esperanza de ser felices abrazando las nubes y abrazando las letras. Realmente cuando nos detenemos y miramos el milagro de la vida y la naturaleza, es tan bello que nos montamos en una nube y nos dejamos llevar y soñar con su belleza.
Abrazos