jueves, 9 de agosto de 2018

EL RELOJ SIN HORAS...


El águila del tiempo,
ha dejado en la ventana
un reloj sin horas,
que duerme aletargado
entre los gatos
y las rosas...

Mis pasos lo despiertan,
me sigue distraído
por la calle de los versos
hacia el monte de la memoria
y el olvido...
Allí la tierra 
se junta con el cielo,
se une el silencio 
y la palabra
 y se funde la realidad 
y el sueño...

Al anochecer, cuando se separan
el gato y las rosas,
aligero mis pasos
e intuyo, temerosa, que,
al águila del tiempo,
el universo ordene que,
apague el reloj sin horas
en la calle de mis versos.


Imagen: Autorretrato en paisaje de Michele-Son.
Madrid 9-agosto-2018
M.Jesús Muñoz

19 comentarios:

Mª Jesús Muñoz dijo...

Queridos amigos, a veces el tiempo físico, no coincide con nuestro tiempo emocional,después de luchar día a día con la enfermedad y darnos cuenta de que, la vida puede ir más despacio y el reloj no importa...
Os dejo mi gratitud, mi abrazo y mi cariño.

Franziska dijo...

Es verdad no importa el reloj que solo un invento de los hombres para marcar las horas de trabajo, lo que importa es lo que ese tiempo significa en nuestra vida y las huellas que marca en el alma. Es maravillosa esa metáfora del águila del tiempo, ese tiempo que se puede lanzar contra nosotros a velocidad vertiginosa y acabar con todo lo que somos pero, nunca podrá devorar nuestra alma. ella va a permanecer al lado de las rosas y ayudará de algún modo, como un soplo de libertad, los pasos del gato.

Me preocupa que tu salud no sea perfecta en estos momentos pero no dejo de tener la esperanza que como er4es una persona joven, con mucha vida por delante, consigas vencer a esa enemiga,

He visto que viviste algún tiempo en Alcalá. Yo llevo casi 18 años. Fue una decisión tomada al jubilarme, huir de Madrid. Así, he conseguido vivir enamorada de tres ciudades, Oviedo que es mi lugar de nacimiento; Madrid que es el lugar donde he vivido la mayor parte de mi vida; y, finalmente, Alcalá donde algún día me apresará esa águila del tiempo que tú has imaginado.

Alcalá desde mis balcones se reduce mucho y más en las fotografías nocturnas. Quería cumplir un reto pero yo también tengo problemas serios en la piel y, por el momento, nada de sol hasta que transcurra el primer mes. Todo va bien.

Agradecida a tus generosas palabras, repartes amor por donde vas. Alguna vez, por cura curiosidad, leo los comentarios que dejas en otros blogs en los que coincidimos, en todos se percibe tu ánimo generoso y la mejor disposición para encocntrarf lo más valioso. Un abrazo.

Maria Rosa dijo...

Un reloj sin horas es una buena ieea, no nos enreramos que cruza y se va.
Me gustaron estos versos , vuelan con la fantasía.
Mariarosa.

Rafael dijo...

Bonitos versos para este verano caluroso.
Un abrazo.

Ƹ̴Ӂ̴Ʒ Sechat Ƹ̴Ӂ̴Ʒ dijo...

Sé que un poema me gusta cuando me deja sin aliento y con éste te aseguro que me ha sucedido desde el primer instante. ¡Formidable!

Alfa Fon-Amor dijo...

Tus poemas siempre son buenos,cariños.

Volarela dijo...

Sensacional, original!!😘😘

elchicodelmetro dijo...

Aunque a veces el tiempo es muy relativo, hay que vivir cada momento en su momento, sin prisas pero sin pausas. A seguir avanzando y mucha fuerza.
Un saludo, María Jesús.

Mª Socorro Luis dijo...

Original y bella fantasía hecha poema.
Feliz de saludarte y dejarte mi abrazo, compañera.

Sandra Figueroa dijo...

Vivamos este momento, .. hermoso poema...un gusto leerte...saludos

CRISTINA dijo...

Hola Mª Jesús, bella metáfora. Con el tiempo transcurre inevitablemente nuestra experiencia, y en nuestro trayecto vamos dejando atrás nuestro pasado, y nuestras vivencias, todo cambia aunque no queramos. No podemos hacer nada para que el tiempo se detenga, y traer la alegría y la salud, a nuestro presente. Solo nos queda confiar, y dejar abierta la ventana del alma, y llenarnos con la luz del Creador.
Gracias amiga,cuídate. Un abrazo de luz y amor!!!

Carmen Estany dijo...

Hola Mª Jesús Muchas gracias por tu amabilidad y generosidad.Tus comentarios siempre llegan muy adentro y elevan la autoestima.
He leído el poema:"el milagro eres tu" y me ha encantado; realmente cada ser humano es un milagro de Dios.
El que nos regalas hoy es muy original y lleva su mensaje.El reloj sin horas duerme aletargado,esperando a que el águila del tiempo apague definitivamente su tic tac.: sabemos que tenemos fecha de caducidad y el reloj sin horas nos recuerda constantemente que debemos estar preparados.
Un fuerte abrazo

Sneyder C. dijo...

Hola María Jesús. El tiempo transcurre con mucha celeridad, cada día vamos cumpliendo retos y dejando atrás nuestro pasado caminar repleto de vivencias. Este reloj del tiempo se va marcando dentro de nosotros aunque lo vivimos de una forma vertiginosa pero no lo percibimos de igual manera. Lo importante es sentirlo y vivirlo sin pensar en esa águila que aletargada aguarda…
Espero que tu salud este mejor, deseo que así sea.
Me ha alegrado mucho tu comentario, siempre tan amable y lleno de cariño.

Un fuerte y cariñoso abrazo querida amiga poeta.

Besos Caty

Rosana Marti dijo...

El tiempo pasa ante nosotros, y las sensaciones se agolpan en miles de sentires, que más se puede pedir que no hayamos leído ya a través de tus letras mi querida amiga, una gozada sentirlas así al leerlas. Mi abrazo y cariño.

Piruja dijo...

Hola Mª Jesús, el tiempo es como bien dices, a veces no acompaña las horas con la sensación que tenemos en nuestro cuerpo, pero debemos seguir luchando el dia a dia, que esa calle de tus versos no se apague nunca.
Seguimos aguantando como podemos el calor ya que no sabemos que hacer, es agotador la verdad, deseando que pase pronto el mes a ver si ya refresca un poco:), que tengas un buen día.

Besos.

joaquín galán dijo...

Benditos momentos esos en que las horas no pasan para nosotros porque el tiempo se detuvo en un suspiro.

Un placer volver por tus letras,amiga.

Un abrazo

Julieta dijo...

Mª Jesús, el tiempo está presente, es su territorio, no importa que pase una y otra vez, si me acompañan versos como los tuyos.
Besos y abrazos.

Lujan Fraix dijo...

Hola querida María Jesús.
El tiempo no detiene su vuelo... nosotros tenemos que hacer que ese tiempo sea valioso en la medida que podamos llenar los huecos con vivencias auténticas, con sueños por cumplir, con anhelos... Dejar que pase sin hacer nada es perderlo. La vida se va y con ese reloj que nos dice cómo y cuándo nos dejamos, a veces, vencer por él. Tenemos que encontrar fuerzas para vivir ese presente sin pensar tanto, aunque no es fácil.

Un gran abrazo.

Pd He cerrado otra vez los comentarios porque me siento agotada, es que voy y vengo con esos libros y no me dan las fuerzas para ir por los blogs como antes. Te mando besos, te recuerdo siempre con cariños amiga y vendré en cuanto pueda. Igual seguiré publicando porque después de cuidar a mis padres durante 23 años ahora tengo que luchar por mis hijitos (los libros que escribí) es una meta a seguir.

Magdeli Valdés dijo...

Veo el tiempo siendo obviado...y si eso pudiera hacerse a voluntad podría ser bueno para tal vez remediar o enmendar caminos...
Pero no se puede y debemos aprender a vivir en ese proceso que nos lleva la vida, con todas sus emociones que nos tironea a veces de lado a lado y no siempre estamos en plena fortaleza para sostenerse en lo que hemos de andar.

Un abrazo grande.

Besos.

💝🐦💝🐦💝🐦💝🐦